En los últimos años  la industria ha generado mucha influencia en nuestra alimentación, de tal manera, que actualmente no sólo recurrimos a verduras, frutas, harinas, sino que además, consumimos productos enlatados, alimentos congelados, alimentos listos para calentar y consumir.

No sólo nos referimos a las gaseosas, galletas, snacks fritos que no aportan ningún nutriente, sino a aquellos  alimentos que incluso en su etiqueta indican que son “saludables” y listos para consumir. Se trata de alimentos procesados.. ¿cree que son buenos para la salud?

Estos productos tienen como principal desventaja el cambio en la composición nutricional que sufren al dejar de ser un producto fresco y natural. Muchos de estos productos sufren la pérdida de fibra alimentaria que sabemos es importante, otros pierden contenido acuoso, por tanto, aumentan su densidad calórica.

Por otro lado, los productos enlatados, como conservas y escabechados, sufren una pérdida de minerales como potasio, magnesio y calcio así como de algunas vitaminas, mientras que se añade una gran cantidad de sodio, mineral que en exceso suele perjudicar al organismo. Es importante incluir el pescado en nuestra alimentación diaria, pero la mejor manera de consumirlo es fresco.

De igual manera, las comidas preelaboradas, precocidas, pueden contener mucho sodio, azúcar y grasa agregada.

En personas con enfermedades cardiovasculares como la hipertensión arterial, no es recomendable el consumo de conservas, fiambres, embutidos, comidas preelaboradas y enlatadas, aunque si, pueden ser consumidos con moderación vegetales congelados que poseen menos sodio y sal agregada que el resto de los alimentos procesados anteriormente nombrados.

Para personas con colesterol y triglicéridos altos y diabetes lo mejor es consumir alimentos frescos que conservan toda su fibra, poseen menos sal agregada, tienen más agua y menor densidad calórica que los alimentos en su versión procesada.

Recuerden que no podemos basar nuestra dieta con alimentos procesados, pues entonces sí perjudicaríamos nuestro organismo a causa de un mayor consumo de sodio, grasas, calorías, azúcares, aditivos artificiales y a una menor ingesta de fibras, antioxidantes y otros micronutrientes saludables.

Lic. Dayana Cornejo

CNP: 6319

NUTRICIONISTA LAIN

 

CLOSE
CLOSE